No admitimos más reforma que el cierre del CIE y el fin de las deportaciones forzosas

Comunicado de la Campaña CIEs NO València, 12 de noviembre de 2019.- Ante el anuncio de las obras de remodelación del Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) de València, la Campaña CIEs NO queremos reiterar que no admitimos más reforma que aquella que suponga el cierre permanente y definitivo de todos los Centros de Internamiento de Extranjeros, así como el fin de las deportaciones forzosas. La vulneración de los derechos humanos de las personas migrantes no se produce únicamente debido a la infraestructura de estos centros ni a las condiciones de encierro, sino que entendemos que se produce una vulneración de estos derechos desde el momento en que se priva de libertad a personas que no han cometido ningún delito y que, por tanto, no han sido juzgadas ni condenadas. La política migratoria no puede ir contra la Declaración Universal de los Derechos Humanos que en su artículo 13 establece el derecho de las personas a migrar y a elegir su lugar de residencia. La reforma de estos centros sirve únicamente al objetivo de encubrir unas políticas migratorias que reprimen, criminalizan y deshumanizan a las personas migrantes; y que son contrarias al Derecho Internacional de los Derechos Humanos. Estas reformas no cuestionan la violencia estructural que subyace a las políticas migratorias y, además de seguir encerrando en cárceles racistas a personas inocentes, continuará viéndose vulnerado el derecho a la seguridad y a la integridad física y moral, el derecho a la defensa y a recibir asistencia sanitaria pública. Continuarán siendo encerrados menores, enfermos y víctimas de trata y explotación sexual. Por todo ello, la única solución acorde con los Derechos Humanos es un cambio radical en las políticas migratorias que pase necesariamente por el cierre de todos los CIE y el fin de las deportaciones forzosas. Para más información y entrevistas: Adrián Vives, 662378705